Connect with us

¿Quién es quién?

Los mejores terceras bases de la LMB en 2017

Published

on

Quien se desempeña en la tercera base debe tener por lo menos un par de cualidades, siendo estas la de reflejos avispados para contener la metralla que sale por ese lado del infield, y el otro, un buen brazo, que permita que los tiros de esquina a esquina o a la intermedia lleguen a tiempo y en forma para completar los outs necesarios para ir cumpliendo con el compromiso en 27 tandas.

En 2017 los antesalistas jugaron un rol importante, aunque a diferencia de otras posiciones, un extranjero fue el más destacado de acuerdo con el análisis de CUARTO BAT y luego viene una mezcla de nacionales y un México-estadounidense.

Estos son los mejores tercera base de la Liga Mexicana de Beisbol en 2017.

5. Antonio Lamas (Monclova)

De 27 años de edad, nacido en Chilapa, Guerrero, Antonio Lamas ha vestido sólo una franela desde 2008, la de los Acereros de Monclova y en 2017 firmó su segundo mejor promedio de bateo vitalicio, con .322, que le sirve para ser el mejor antesalista en la caja de bateo. Ayudó a la novena monclovense a clasificarse a los Playoffs, aunque colectivamente, el equipo salió a las primeras de cambio.

Lo positivo: Terminó cuarto entre antesalistas en imparables (95), quinto en anotadas (53), segundo en OPS (.819), apenas se ponchó en 23 ocasiones, el tercera base con menos outs por la vía del strike, y con corredores en posición anotadora,  tuvo un respetable .315 de bateo.

Lo negativo: apenas pudo jugar 88 encuentros en la temporada debido a las lesiones, lo cual le permitió apenas empujar 46 carreras y conectar seis jonrones.

4. Emmanuel Ávila (México)

Pelotero de 28 años de edad y nacido en Los Mochis, Sinaloa, Emmanuel Ávila culminó su octava campaña en la Liga Mexicana y cada año ha tenido que aumentar su rol en el equipo escarlata. Las lesiones fueron un tema álgido para la novena capitalina, y Ávila no pudo escapar de esta ‘maldición’, al jugar en 98 de 109 encuentros por ausencia de salud al 100%. Fue líder entre los tercera base en fildeo (.983) y se caracterizó por ser un indomable bateador en el plato, aunque esos esfuerzos no rindieron frutos en lo grupal, con la segunda temporada del México sin jugar en la postemporada.

Lo positivo: Segundo lugar en bateo entre los antesalistas (.318), concluyó como cuarto en turnos al bat (371), segundo en dobletes (20, cuádruple empate), cuarto en empujadas (51), tercero en jonrones (9) y en OPS (.815), apenas pudieron liquidarlo por la vía de los strikes en 35 ocasiones.

Lo negativo: No generó un solo robo de base, apenas bateó para .290 (27 hits en 93 turnos), poca paciencia en el plato, apenas gestionó 20 boletos.

3. Christian Zazueta (Saltillo)

El veterano de 32 años, nacido en Bacocampo, Sonora, Christian Zazueta, es una garantía en la antesala, dondequiera que ha jugado, ya sea en Cancún, Córdoba, Minatitlán o ahora con su actual equipo, los Saraperos de Saltillo. Compiló su cuarta campaña seguida con más de 100 partidos disputados. Uno de sus sellos es la durabilidad, pues apareció en 107 juegos, el tercero con más actividad en la LMB y líder entre los antesalistas, aunque para su infortunio, en lo colectivo, la novena de la capital de Coahuila tuvo una de sus peores temporadas en los años recientes.

Lo positivo: Fue el cuarto pelotero en la liga con más turnos al bat (432) y líder entre los patrulleros de la esquina caliente, encabezó también a los 3B con 119 hits, segundo en dobletes (20), segundo en anotadas (62), quinto en remolcadas (48), concluyó con .974 en porcentaje de fildeo y apenas cometió nueve pifias.

Lo negativo: Se ponchó 69 ocasiones y su promedio de bateo fue muy discreto (.275), de hecho, el más bajo desde 2007,  y ello derivó en un precario OPS (.669).

2. José Vargas (Aguascalientes)

Nacido en Ventura, California, José Vargas, completó su primera temporada en el beisbol de la Liga Mexicana y con saldo positivo. El veterano de 29 años cuenta con mucha experiencia en el beisbol organizado estadounidense, en ligas menores, y eso se demostró en 2017 con los Rieleros de Aguascalientes. Entre sus mejores credenciales estuvieron sus 23 jonrones, tercero mejor en la LMB y líder entre los tercera base, mostrando su poder ofensivo.

Lo positivo: Fue quinto entre los antesalistas con .290 de bateo, tercero en carreras anotadas (58), segundo en remolcadas (60), líder de los antesalistas en OPS (.924).

Lo negativo: Únicamente jugó en 83 partidos de temporada regular, debido a las lesiones y eso habría dado margen a que no presentara aun mejores números, y en lo que hay espacio para mejorar, está la paciencia en el plato, ya que sólo se agenció 22 bases por bolas y se ponchó 86 ocasiones, segundo entre los tercer base.

1. Alex Liddi (Tijuana)

Experimentado pelotero de 29 años de edad, ya con experiencia en Ligas Mayores y con dos temporadas completas en nuestro beisbol, el nacido en San Remo, Italia, Alessandro Liddi, mejor conocido como Alex, tuvo una gran temporada en la esquina caliente de los Toros de Tijuana y contribuyó en buena medida a que la novena de Baja California conquistara su primer cetro en la LMB. En 2017, el italiano firmó una campaña redonda en varios aspectos, y que fue coronada con el campeonato.

Lo positivo: Como un caballo de hierro, Liddi disputó 106 encuentros en la temporada, cuarto lugar en la liga y segundo entre los tercera base, sumó 396 turnos al bat (2do), lideró a los antesalistas con 65 anotadas y también con 65 remolcadas, segundo entre antesalistas en jonrones (17), y el más paciente de los custodios de la esquina caliente a la hora de batear, con 51 pasaportes negociados,  encabezó a los 3B en dobles matanzas (35).

Lo negativo: Pese a su pobre .235 de bateo y su .723 de OPS, Liddi mostró su valía en las pequeñas cosas y a la defensiva.

¿Quién es quién?

Los favoritos en los playoffs de la Zona Norte en la LMB

Published

on

Toros de Tijuana contra Sultanes de Monterrey

Pasaron 57 juegos para saber quiénes de los 16 equipos estarían en la “fiesta grande” del Campeonato Primavera “Alfredo Harp Helú” 2018. Hoy platicaremos sobre los invitados en la Zona Norte y quiénes son los equipos que podrían estar en la primera Serie del Rey en este año.

En el pelotón norteño, los Sultanes de Monterrey fueron el segundo mejor equipo de la liga en cuanto a victorias. Los Sultanes fueron el mejor récord de toda la liga durante gran parte de la temporada, pero un cierre de torneo complicado, con 7 derrotas en los últimos 12 partidos, los relegaron al segundo lugar global detrás de Yucatán.

En el segundo lugar norteño terminaron los Toros de Tijuana, quienes comenzarán la serie de playoffs en casa frente a los Rieleros de Aguascalientes que terminaron en tercer lugar. Y, finalmente, los Acereros de Monclova, que regresaron en la campaña, después de haber iniciado en un bache muy difícil, se quedaron con el cuarto lugar norteño y enfrentarán a los Sultanes de Monterrey.

Para un servidor, en lo que respecta en el norte, la final de zona podría ser entre Sultanes de Monterrey y Toros de Tijuana, un enfrentamiento que estaría repitiéndose respecto al año pasado, y los “fantasmas grises” buscarán la revancha después de la eliminación sufrida frente a los “astados” en el 2017.

Los Sultanes de Monterrey, equipo que comanda el norteamericano Roberto Kelly, tuvieron gran inicio y mitad de temporada, tanto en casa como en gira, tanto que fue hasta el final de la campaña, en su última serie en casa, cuando recibieron su primera derrota de serie en el “Palacio Sultán” frente a los Rieleros de Aguascalientes.

El mejor bat de los regios es el “Wolverine”, Ricky Álvarez, quien terminó como líder en cuadrangulares (13) y carreras producidas (49) de su equipo; en porcentaje de bateo, “La Pulpa”, Ramón Ríos, cerró la campaña con un grueso .353 de bateo; además de contar con jugadores como Agustín Murillo, Sebastián Elizalde, Yadir Drake, Ramiro Peña y el capitán Cris Roberson.

En pitcheo los Sultanes cuentan con el mejor hombre en efectividad en toda la liga, nos referimos a Jorge Reyes (1.97), quien podría ser el candidato perfecto para abrir el primer juego de playoffs frente a los Acereros de Monclova en el Estadio Monterrey. La parte gruesa de los regios está en el bullpen, donde tienen a lanzadores como Zack Dodson, Nick Struck, Atahualpa Severino, Manny Acosta y el cerrador Wirfin Obispo. En su rol abridor, Roberto Kelly podría armar una rotación de cuatr pitchers, quienes podrían ser Jorge Reyes, Edgar González, Marco Tovar y José de Paula.

En cuanto a los actuales campeones del circuito veraniego, los Toros de Tijuana, dirigidos por el veracruzano Pedro Meré, son para mí quienes pueden estar en la final de la Zona Norte contra los Sultanes de Monterey. Los Toros tendrán un duro compromiso de postemporada contra los Rieleros de Aguascalientes, aunque con la gran ventaja de iniciar la postemporada en el Estadio Gasmart.

Los “astados”, que este año volvieron a contar con el bat oportuno de Isaac Rodríguez Salazar, que terminó como el mejor bat de todo el campeonato en porcentaje (.394). Tijuana, además, cuenta con peloteros de experiencia y renombre en la LMB, como el norteamericano Dustin Martin, Juan Apodaca, Jorge Cantú entre otros, ya bien aclimatados a la liga, y con robusta experiencia en postemporada. Colectivamente, los Toros culminaron en cuarto lugar en bateo (.299), y aunque no fue la gran temporada que esperaba la directiva, están en playoffs, con peligrosos, y en buscan el bicampeonato.

El pitcheo de los Toros es la pieza importante en todo esto, renglón donde Carlos Hernández fue su mejor lanzador, y que lideró por un tiempo el casillero de porcentaje de carreras limpias admitidas a nivel liga, pero fueron precisamente los Rieleros de Aguascalientes quienes lo bajaron del liderado al propinarle 5 carreras en 10 entradas y un tercio, esto en las dos últimas salidas que tuvo el zurdo en el campeonato. En el tema de finalización de juego, Meré tiene en su bullpen a pitchers de tremenda confianza, como Jeff Ibarra, Juan Sandoval, Pedro Villareal, Jesús Pirela y el cerrador Jason Urquidez, quien este año, consiguió 8 rescates en 10 oportunidades. Como abridores, Pedro Meré podría contar con Carlos Hernández, Kyle Lobstein, Miguel Peña y Alex Sanabia; en mi punto de vista, Manny Barreda podría ir al bullpen, por si es necesario utilizarlo en las primeras entradas de cada encuentro.

En mi opinión, Sultanes de Monterrey y Toros de Tijuana serían los equipos favoritos para llegar a la final de la Zona Norte en este Campeonato Primavera 2018.

Continue Reading

¿Quién es quién?

Los 8 equipos perfilados rumbo a los playoffs

Published

on

La Liga Mexicana de Béisbol se acerca de manera rápida e inexorable al término de su primer torneo 2018, denominado Primavera. Luego de muchas opiniones respecto de la forma en que está efectuando la temporada de este año, finalmente se llegará, en 21 juegos, a ese momento que hará la gran diferencia con las 93 temporadas desarrolladas en la historia del circuito: tener postemporada en el mes de junio.

Para llegar a ello, en este mes de mayo vendrán los momentos de definición, las últimas series del corto rol regular, en las cuales conoceremos a las novenas llamadas a competir por el título, pero ¿qué tan emocionante será este mes? ¿En realidad tenemos un escenario muy distinto al de otros años en la Liga?

Luego de una semana en la que hubo series de enfrentamientos directos entre los contendientes, analizamos la situación actual de los que se perfilan a la calificación.

¿Quiénes calificaron el año pasado?

En principio y por cómo se comportaron los equipos durante abril, pareciera que hubo algunos cambios con relación a 2017. Recordemos a los calificados a la postemporada el año pasado en cada zona. Por el norte: Tijuana, Monterrey, Monclova y Aguascalientes. En el sur: Yucatán, Puebla, Quintana Roo y León.

Los perfilados hoy

Si echamos un vistazo a los standings de la liga al 4 de mayo, nos indica cuáles son las novenas que están subidas en el tren de postemporada:

En la Zona Norte

1. Sultanes de Monterrey en caballo de hacienda. Han mantenido el paso de superlíderes de la liga, prácticamente de punta a punta. Tienen un roster bastante completo, que no ha dejado de mejorarse desde la oficina, y que le ha dado a Roberto Kelly las herramientas necesarias. Han robustecido aún más a la ofensiva, con la llegada desde Durango de Yadir Drake, y de Sebastián Elizalde desde Estados Unidos, quien se sumarán a un lineup de mucho peligro donde destacan Cris Roberson, Agustín Murillo y sobre todo el “Wolverine” Ricky Álvarez, que encabeza la liga en el departamento más importante a la ofensiva, el de carreras producidas, con 40 y en cuadrangulares con 13. Marchan en primer lugar del norte, pero perdieron en Tijuana una serie fundamental frente a los Toros, su más cercano perseguidor, y los fronterizos se acercaron a 3.5 juegos, una ventaja que sigue siendo cómoda para Sultanes, pero que ya no es la brecha de 5 juegos que tuvieron antes de perder los dos últimos de la serie en la frontera.

2. Toros de Tijuana sin el gran pitcheo del año pasado. Los actuales campeones están en zona de calificación, aunque no ha sido hasta el momento una temporada de amplio dominio. Los astados han padecido un tanto porque su pitcheo ya no ha sido tan hermético como lo fue el año pasado donde fue el mejor staff de la liga, y este año marchan en la medianía del octavo sitio. Tijuana apuesta por aquella máxima musical de que “no hay que llegar primero, sino hay que saber llegar”. Pedro Meré cuenta para ello con esa ofensiva encabezada por Cyle Hankerd que con 37 producciones es cuarto en la liga, así como Isaac Rodríguez que está a dos milésimas del líder de bateo. En el pitcheo, Kyle Lobstein y Carlos Hernández han formado un tándem muy fuerte entre los abridores, aunque el resto de la rotación no se ha podido establecer. El bullpen tiene un par de brazos confiables pero tampoco ha podido encontrar estabilidad. Los Toros lograron ganarle la serie a los súper líderes Sultanes, no solo para acercarse a 3.5 juegos del liderato, sino también para bajar a los Rieleros de Aguascalientes que abrieron serie en el segundo puesto norteño y colocarse apenas medio juego por encima de los hidrocálidos.



3. Rieleros de Aguascalientes, se sostiene sin Jesse Castillo. Perdieron a su mejor jugador del año pasado, Jesse Caastillo, pero la máquina ha seguido pitando regularmente en 2018. En su camino a la estación de los playoff ha tenido algunas paradas, pero se sostienen en posiciones de calificación, con Homar Rojas, manager del año en 2017. Como es tradicional, Aguascalientes se sostiene de su ofensiva, con José Vargas como gran cañón hidrocálido con 9 cuadrangulares, y el veteranazo Christian Presichi como su líder remolcador con 30. Además, Michael Wing, Saúl Soto y Tony Campana bateando arriba de .300. En el pitcheo, Roy Merrit es el brazo de todas las confianzas, como caballo en la rotación y remembrando con su número 33 al que quizá es el pitcher número 1 en la historia de los Rieleros, Don Horacio “Ejote” Piña. En el bullpen tienen un 1-2-3 poderoso con Anthony Carter, Linder Castro y Ryan Kussmaul. Los Rieleros abrieron la serie pasada en el segundo lugar de la Zona Norte, pero tras perder dos partidos ante unos enrachados Acereros, y de que Tijuana le ganara la serie a Sultanes, Aguascalientes cayó al tercer lugar, asediados a juego y medio por Monclova.

4. Acereros de Monclova, levantó el vuelo. El “Ferrari del Norte” inició un tanto frío, pero luego de un paso por el taller de ajustes, parece que Dan Firova está encontrando la fórmula para hacerlos carburar como lo esperaba su directiva, y el equipo se metió en una impresionante racha de siete triunfos seguidos, metiéndose a zona de calificación y a tiro de piedra, a solo dos, juegos del segundo lugar. Josh Lowey es por supuesto la carta principal del pitcheo coahuilense, ó en u quien se metin gran móomento con apenas 3 carreras limpias permitidas en los últimos 20 episodios; y Jesse Castillo el hombre de las confianzas durante la ofensiva que batea para .500 en los últimos 10 juegos. Los Acereros encontraron el ritmo, y siguen haciendo ajustes desde la oficina, sobre todo, buscando pitcheo abridor.

Acereros de Monclova

Acereros de Monclova

¿Escenario diferente en el norte?

No, pues con el resurgimiento de Monclova, los cuatro de arriba son los mismos del año pasado, y han logrado separarse en el pelotón, pues ya dejaron a Durango a 8 juegos, y a Tecolotes  a 10. Una vez revisado lo anterior, podemos concluir que al momento no encontramos nada nuevo que escribir a casa con relación a los resultados de la temporada pasada, con excepción del Unión Laguna que en 2017 estuvo luchando por calificar, pero ahora tiene una temporada para el olvido, lo que es más, no se ve por donde alguno de los otros 4 equipos de la división puedan crear las condiciones para colarse a la fiesta que define al campeón. Generales de Durango con su ofensiva explosiva, es quien pareciera querer levantar la mano, pero el nombre de este juego es pitcheo y Matías Carrillo ha tenido un severo problema en este rubro con la efectividad colectiva de 7.88 colectiva, que los pone como últimos en toda la liga en dicho renglón.



En la Zona Sur

1. Leones de Yucatán, el rey de la selva sureña. Con un mánager distinto al de las temporadas anteriores, Roberto “Chapo” Vizcarra, los melenudos han ratificado su posición de protagonismo en una Zona Sur que luce mayor calidad que el año pasado y en la que tienen a un juego de distancia a los Tigres de Quintana Roo. Con 8 triunfos en los últimos 10 juegos, Yucatán se ha aferrado del primer lugar, pero con racha de 3 triunfos seguidos, los Tigres acechan en una auténtica guerra de fieras, en una zona donde en los últimos años han sido los mandones, pero se han quedado cortos en su intentona de llegar a la Serie del Rey. Su pitcheo es el mejor de la liga, particularmente cimentado en Jonathan Castellanos, líder de efectividad de la liga, y José Samayoa, posicionado en el tercer lugar. En el bateo, el Pepón Juárez es su mejor pieza bateando para .373 y sublíder de la liga en producciones con 39.

2. Tigres de Quintana Roo, al acecho. Luego de un 2017 en que incluso estuvieron en riesgo de desaparecer, los Tigres están viviendo una temporada muy distinta. Jugando pelota de .676 al momento de escribir este artículo y a un solo juego de distancia del liderato, Tim Johnson ratifica cada día su estatus de mánager de Grandes Ligas y triunfador en el béisbol mexicano. Brian Hernández, C.J. Retherford, Alonzo Harris y Jason Bourgeois, componen una ofensiva bien balanceada; así como Barry Enright y Henderson Álvarez en el pitcheo, se destacan como los peloteros que han dado un giro a la novena de bengala, que los tiene como uno de los candidatos al título. Además, los Tigres presumen las llegadas recientes de dos peloteros de alto perfil, el Manny Rodríguez y Javier Solano.

3. Diablos Rojos del México, batallando con el pitcheo. Han dado pasos adelante con respecto a las últimas dos temporadas en que se quedaron en la orilla de la postemporada. Al momento de escribir estas líneas, los escarlatas están en el tercer lugar de la Zona Sur a 3 juegos de la punta, y con un paso titubeante de apenas 5 triunfos en los ultimos 10 cotejos, mientras que los otros cuatro equipos contendientes tienen fojas ganadoras en el mismo período reciente. A pesar de ello, el balance de Víctor Bojórquez sigue siendo positivo, sobre todo atendiendo de manera oportuna los aspectos que en algún momento han sido más que un dolor de cabeza para la Pandilla Escarlata. Henry Urrutia y David Vidal son los hombres de la producción de carreras, en tanto que para el pitcheo la llegada de Luis Alonso Mendoza será factor clave de aquí y hasta donde llegue el camino rojo. El gran Talon de Aquiles para el México es el pitcheo, que no ha podido encontrar el ritmo consistente.



4. Bravos de León, el equipo sensación. Los dirigidos por Luis Carlos Rivera están encendidos, gozando de cabal salud con una brutal racha de 9 triunfos seguidos, que los han metido a zona de calificación a 2 juegos del México y a 5 de la punta. Su ofensiva colectiva es la segunda del circuito en porcentaje con .324, así como líderes en carreraje con 251 y en cuadrangulares con 47. Tienen a cuatro bateadores entre los primeros 15 en bateo de toda la liga. Esa esa ofensiva salvaje la que tiene a los Bravos encendidos. Pero además, su pitcheo abridor también se metió en un ritmo hermético, comandado por Bryan Evans, Dustin Crenshaw y Orlando Lara. Otro gran trabajo del mánager Rivera, que el año pasado tomó al equipo en el sótano y lo metió a la postemporada.

5. Pericos de Puebla, de capa caída. Luego de todo lo vivido en cuestión de movimientos de peloteros, los Pericos atraviezan una severa crisis con 9 derrotas en forma consecutiva, que combinada con igual número de victorias de los Bravos de León en ese lapso, han puesto la situación complicada para los de la Angelópolis, que cayeron al quinto lugar del standing, y ya a 3 juegos de los encendidos Bravos.

El Pepón Juárez ha caído como anillo al dedo en Yucatán





¿Escenario diferente en el sur?

No, en lo general. En nombres vemos a los 3 equipos de quienes se esperaba liderar la zona, con la inclusión del México, que el año anterior hubiera calificado en esta zona. Los que se han caído son los Pericos y León parece perfilado a repetir. Tanto Tabasco como Campeche y Oaxaca parecen nuevamente estar destinados a quedarse sin fiesta.

Continue Reading

¿Quién es quién?

Los equipos más decepcionantes a la mitad del primer torneo corto en LMB

Published

on

Guerreros de Oaxaca

La Liga Mexicana de Béisbol se encuentra en la mitad del calendario regular de su Torneo de Primavera, que dentro de poco más de un mes estará en su última serie del rol, lo cual resulta uno de los cambios más significativos que estaremos viendo, playoffs en junio. Con el avance de la temporada corta ya se vislumbran equipos que han quedado a deber, y que se proyectan, de cierta manera, como decepciones.

Precisamente hablando de la postemporada, y del camino para llegar a ella, hay equipos que están correspondiendo a las expectativas y otros que están por debajo de los pronósticos. De aquellos favoritos que se señalaron al inicio de la temporada el 22 de marzo pasado, ¿cuáles han quedado a deber?

Aquí presentamos los equipos que, a mi juicio, han resultado decepcionantes. Cabe mencionar que no están ordenados en grado de importancia, o de mayor o menor decepción.

1. Bravos de León

Iniciaron la temporada con muchas esperanzas de mejorar lo realizado en 2017, cuando de la mano de Luis Carlos Rivera lograron una resurrección que los llevó de último momento a alcanzar los playoffs, mandando a volar, literalmente, a los Rojos del Águila de Veracruz. Al final, León fue eliminado pronto por el equipo más poderoso del sur, los Leones de Yucatán, pero ahí estaba la semilla para obtener resultados superiores.

El roster lucía bastante completo al inicio de la temporada, sobre todo con la incorporación de Amadeo Zazueta, uno de los mejores jugadores mexicanos actualmente; llegaba Quincy Latimore que es ya un estelar de la Liga Mexicana del Pacífico y Félix Pie, que el pasado cercano fue calificado como el mejor prospecto de los Cachorros de Chicago en la Liga Nacional. Sin embargo tuvieron una baja más que sensible cuando Mitch Lively emigró al béisbol oriental, pero sobre todo el bullpen ha sido el gran dolor de cabeza de su manager Luis Carlos Rivera. También la misteriosa salida de Leandro Castro, uno de sus principales cañoneros la temporada pasada, sumó a las ausencias.

Varios han sido los lanzadores que ha ocupado Luis Carlos para intentar preservar triunfos, entre otros Fredy Quintero, Brandon Cunniff y Luis Ignacio Ayala, pero entre todos los que han subido a la loma de las responsabilidades, solo tienen 2 juegos salvados (últimos del circuito) y llevan 9 juegos en los que han permitido al menos el empate del rival. Cifra esta última que explica porque los Bravos están en el sexto lugar del sur, fuera por ahora de zona de calificación. Nueve juegos, en una temporada corta, pueden representar la vida o la muerte.



2. Guerreros de Oaxaca

Con el anuncio de su directiva de volver a utilizar extranjeros, así como contar con un nuevo mñanager en la persona de José Luis “Borrego” Sandoval, parecía que los bélicos estarían luchando por el cuarto lugar del sur, o al menos, peleando el juego de eliminación, pero no ha sido así. Simplemente ha sido un equipo que no ha podido carburar por completo.

En la ofensiva, colectivamente ocupan el lugar nueve en porcentaje de bateo y el décimo en carreras producidas, es decir, un poco por abajo de la media en el standing, sitio similar al que ocupan en el pitcheo colectivo. Pero si entramos en este último departamento a un mayor detalle, podremos ver que su mejor pitcher abridor en cuanto a carreras limpias admitidas es Rudy Acosta, con un 5.02, que no es para presumir y quien le sigue en cuanto a efectividad es Daniel Guerrero con 5.40, y cuyo record de ganados y perdidos es 0-4. En el bullpen tampoco han tenido un día de campo, ya que su estelar Arcenio León tiene 3 salvamentos, por 4 juegos donde no pudo completar el trabajo.

En otras palabras, no solo los números fríos los ubican fuera de playoffs, sino que las actuaciones individuales no han podido lograr esa dinámica colectiva tan necesaria para que un equipo sea competitivo; por el contrario, los de la Verde Antequera están en el frío sótano de su división, a 6 juegos y medio de distancia del cuarto lugar, lo que a estas alturas del calendario, con 29 juegos por disputar, es un camino más lejano que un recorrido a pie por ese bello estado de Oaxaca y sus 93 757 km² (quinto estado más extenso del país) para deleitarse con su deliciosa gastronomía.

3. Saraperos de Saltillo

Un equipo de tradición ganadora en Liga Mexicana, prácticamente desde su llegada al circuito hace casi 50 años, pero que desde 2016 se ha encariñado con el número siete, lo malo es que el dígito les ha resultado fatídico, porque obviamente se han quedado lejos de calificar.

En 2018, con un line up que presentaba a los dos últimos campeones de cuadrangulares de LMB, en los bates de Alex Valdés y Rainiel Rosario, así como José Julio Ruíz y su consistencia bateadora, parecía que podrían aspirar a subir un poco en los peldaños de la calificación. No, no se esperaba que pudieran ser considerados de inicio candidatos al título, pero sí que su dirigente Lenin Picota, aunque debutante en la liga, pudiera llevarlos a estar peleando el juego de calificación.

No obstante, un pitcheo cuyo promedio por equipo es 5.85 carreras limpias permitidas en cada 9 innings, antepenúltimos en la liga, así como un raquítico .268 de bateo colectivo (también lugar 15) y sólo 128 carreras empujadas entre todos, explican porque al momento la escuadra de la capital de Coahuila ya no se encuentra en el séptimo sitio, sino que han bajado al oscuro último lugar de la división y no se ve sencillo que puedan aspirar al menos a un juego de calificación.



4. Acereros de Monclova

Al momento de largar la competencia, la Furia Azul era señalada como uno de los grandes favoritos al título de este histórico primer torneo corto, pero Dan Firova no ha encontrado aún esa varita mágica que sabemos que posee y que le ha valido buenos resultados en los diferentes equipos que ha manejado en el nonagenario circuito. Los Acereros de Monclova bien podrían colocarse como la más importante decepción en lo que va de la temporada.

Josh Lowey es su carta principal, pero podemos aplicar aquella vieja frase de que “después del Alcalde, todo es Cuautitlán” en el staff azul, tanto en los abridores como para el bullpen. Con ese antecedente, la oficina acerera ha sacudido la mata con varios movimientos que han buscado fortalecer el departamento que, dicen los expertos representa el 75% del juego, como la llegada desde Nuevo Laredo de Manuel Flores y de Josh Lueke, líder en juegos salvados en la competencia y que se mantuvo con el color azul que tenía en Durango, pero ahora para estar en el equipo de Monclova.

El bateo tampoco ha sido lo que se esperaba por parte de los Acereros. La incorporación de Jesse Castillo, del ex liga mayorista Delmon Young, generaron la expectativa de mucha dinamita al momento de tomar el turno a la ofensiva, pero no ha sido así del todo. Dos bateadores extranjeros en quienes Monclova había puesto gran expectativa, como Delmon Young y Jemile Weeks, no lograron aportar. Young terminó dado de baja, y Weeks, aunque ha anotado 21 carreras en 22 partidos, no ha logrado ser la chispa ofensiva que se esperaba cuando se le trajo para sustituir a Justin Greene. En los tres departamentos ofensivos tradicionalmente más importantes, como son porcentaje de bateo, cuadrangulares y carreras producidas, apenas se encuentran en el sitio 12, 14 y 11 respectivamente, lo cual en un parque y zona de bateo como es “El Horno más Grande de México”, representa más que un balazo en el pie, donde apenas llevan record de 8-7, que sumados a sus guarismos de 3-9 cuando toman carretera, solo les alcanza para superar a las otras dos novenas de su estado, como Laguna y Saltillo. Por ahora esa sexta posición los dejaría fuera de posibilidad de disputar el título.



5. ¿Y los demás?

¿Quién falta? ¿Alguno sobra? Es probable que piensen que faltan otras novenas que están en las partes bajas del standing, pero en algunos de esos casos se preveía desde inicio de año que no tendrían un torneo sencillo, dadas las decisiones que han venido tomando sus directivos, por ello las expectativas no eran tan altas como para pensar en que estuvieran en otros sitios. Hay equipos, eso sí, que han resultados gratas revelaciones hasta el momento como Generales de Durango, Tecolotes de los Dos Laredos e incluso Piratas de Campeche, que ya estaremos viendo si continúan colocándose el ropón de Equipos Cenicienta, para dentro de un mes estar platicando de ellos como invitados a la primera fiesta de postemporada de este 2018.

Continue Reading

¿Quién es quién?

Los 5 mejores arranques de extranjeros debutantes en la Liga Mexicana de Beisbol

Published

on

Dustin Geiger

Una larga lista de jugadores extranjeros debutaron este año en la Liga Mexicana de Beisbol. Unos con gran cartel y enormes expectativas, y otros que llegaron casi sin que nadie se diera cuenta. Revisamos el desempeño de todos, y hemos seleciconado a los cinco extranjeros que más rápido han generado un impacto en sus equipos.

1. Dustin Geiger

De las más gratas sorpresas entre las caras nuevas de extranjeros en la Liga Mexicana. No llegó con el cartel de otras contrataciones bomba como Domonic Brown, Alexei Ramírez o Delmon Young, pero le ha generado un impacto inmediato a los Generales de Durango.

Hablamos de un jugador que nunca pasó de AA en el sistema de Ligas Menores, que fue dejado en libertad por los Cubs en 2015, y luego encontró trabajo en la American Association, una liga que está por debajo del nivel de la Atlantic, en cuanto a circuitos independientes se refiere en Estados Unidos. Para 2017 se volvió a ganar otra oportunidad en Ligas Menores con la organización de Miami, donde nuevamente no pudo pasar de AA. De por vida batea .246, y lo más destacado eran los 12 jonrones que pegó en AA de los Cubs en 2014. Esa era la discreta historia de Dustin Geiger que parecía una contratación modesta, de bajo salario.

Sin embargo, tras los primeros 6 juegos de la temporada, Geiger batea para .520 con 2 jonrones y lidera la liga con 12 carreras producidas.

Geiger es de esos casos curiosos que saltan a la vista en la Liga Mexicana. Peloteros que no alcanzaron grandes alturas en Estados Unidos, pero que llegan a la LMB como si conocieran la liga de toda la vida, dando rendimientos incluso superiores a bateadores que jugaron en Grandes Ligas.




2. El’Hajj Muhammad

Desde el nombre, El’Hajj Muhammad es un misterio. Aunque pudiera parecer el extraño caso pelotero de un pelotero llegado del Medio Oriente, en realidad es un relevista de nacionalidad estadounidense. El misterio no termina ahí; buscando en internet o redes sociales no hay muchas imágenes en video viéndolo en acción. De tal forma, que no había manera de conocer las cualidades de este lanzador.

Muhammad estuvo en el sistema de Ligas Menores con Cincinnati y Medias Blancas. Pero en su historial, solo llegó a tener una salida en AAA y no le fue bien. En 2017 fue dejado en libertad por el beisbol organizado y se refugió en las ligas independientes, primero en la Atlantic, el circuito de mejor nivel de entre las tres principales ligas independientes y no tuvo buenas actuaciones; fue cortado y terminó jugando en la CanAm, otro circuito independiente, aunque el de menor calidad de ese trio de ligas independientes de mayor importancia.

Por eso, cuando lo anunció Pericos de Puebla como refuerzo, a nadie le llamó la atención. Sin embargo, tras los primeros 6 partidos, Muhammad está posicionado como el mejor cerrador de la liga junto a Josh Lueke.

Con 2 rescates, Muhammad está empatado en el liderato de ese departamento con otros 3 lanzadores. La diferencia la marca el hecho de que en 3 salida, donde acumula 3 innings con 1 tercio, no ha permitido hit ni carrera. Su actuación ha sido hermética.

Destaca su salida del miércoles, un relevo de alto voltaje donde tuvo que salir a lanzar desde el octavo inning con 2 outs, y corredores en segunda y tercera, cuando el partido entre Pericos y Guerreros estaba 4 a 2. Hizo elevar a Alejandro González para salir del problema y preservar la ventaja. Regresó a lanzar la novena entrada sin problemas.

Sin duda, como Geiger, El’Hajj Muhammad es otra agradable sorpresa.

3. Jason Bourgeois

Con más de 300 partidos jugados en Grandes Ligas, Jason Bourgeois fue una de las contrataciones foráneas más resonantes de cara a la temporada 2018. Aunque ya es un viejo conocido en la Liga Mexicana del Pacífico, nunca había jugado en la Liga Mexicana de Beisbol.

En 2011, Bourgeois alcanzó el punto máximo de su carrera bateando .294 en 93 juegos en el equipo grande de los Astros de Houston robándose, además, 31 bases. Pero nunca pudo establecerse como titular en Grandes Ligas, y jugaba principalmente gracias a su velocidad, como corredor emergente, o dando fortaleza defensiva en los jardines. Finalmente, en 2017 fue dejado en libertad en Grandes Ligas, y aceptó venir a México con los Tigres de Quintana Roo.

Y Bourgeois llegó bateando como si nada. No requirió los turnos de adaptación que suelen necesitar los bateadores que se enfrentan por primera vez al pitcheo de la LMB. Ha dado imparable en los 6 partidos que ha disputado, y acumula un .400 de porcentaje. Ocupa el tercer lugar de toda la liga con 8 carreras producidas. Ya pegó su primer jonrón y dado dos dobletes, jugando principalmente como quinto bat de los Tigres detrás del Chapo Amador.



4. David Vidal

El boricua llegó a México en un gran momento, luego de un invierno muy interesante que lo llevó a ser el MVP de la liga de Puerto Rico y a tener una gran Serie del Caribe. Por primera vez jugará en nuestro país con los Diablos Rojos del México.

En su primera oportunidad en el beisbol de Estados Unidos, Vidal no pudo pasar de AA en la orgnización de Cincinnati y fue dejado en libertad en 2014. Fue contratado para jugar en la Atlantic League, el circuito independiente de mejor nivel en Estados Unidos, donde en 2016 tuvo una temporada explosiva bateando para .320 con 26 jonrones y 62 producidas en 85 partidos. Eso le valió una nueva oportunidad en el sistema de Ligas Menores con Miami, pero no pudo batear a nivel AAA y nuevamente fue dejado de libertad.

Con los Diablos ha sido un generador constante. Batea para .308, y quizás ese porcentaje no impresione a nadie en un arranque de temporada en que hay bateadores de .500. Sin embargo, en el carreraje, Vidal sí ha sido protgonista. Con 8 carreras producidas está empatado en el tercer lugar en toda la liga, y con 6 anotadas está también empatado en el tercer lugar.





5. Domonic Brown

Fue la contratación bomba de los Sultanes de Monterrey. Un jugador que en 2013 tuvo una gran temporada en Grandes Ligas con los Phillies de Filadelfia, pegando 27 jonrones, con 83 producidas, y ese año asistió al Juego de Estrellas.

A pesar de esa gran temporada, Brown no pudo consolidarse en Grandes Ligas, y pasó por otras dos organizaciones antes de ser dejado en libertad. En el invierno pasado jugó en la Liga Mexicana del Pacífico con los Naranjeros de Hermosillo, donde bateó póara .317 con 7 jonrones en 45 partidos.

Con los Sultanes, en estos 6 juegos, Brown ha ido de menos a más. Batea para .286, pero 4 de sus 6 hits han sido en los últimos 3 juegos, lo mismo que sus 2 jonrones, y 4 de sus 5 producidas. Además lleva 2 dobletes, 5 bases por bolas y 5 carreras anotadas.

Con el paso de los juegos, Domonic Brown ha ido generando más explosividad en su bateo y respondiendo a las enormes expectativas que depositaron en él los Sultanes, que le dieron la encomienda de sustituir a Zoilo Almonte, el mejor bateador de Sultanes el año pasado, y que este año se fue a Japón.

Continue Reading

¿Quién es quién?

Los 5 remplazos con más responsabilidad para cubrir a estelares que se fueron

Published

on

Luis Alfonso "Cochito" Cruz

Varios de los refuerzos más sonados para los distintos equipos de la Liga Mexicana, llegan para intentar suplir el gran rendimiento de un jugador que se fue del equipo, o bien, para intentar potenciar un bullpen.

Escogimos los cinco casos de refuerzos que llegan con más responsabilidad de entregar un rendimiento similar o mejor al del jugador en una posición similar del pitcheo o del orden al bat. Y revisamos también cómo han iniciado la primera serie de la temporada.

1. ¿Domonic Brown será el nuevo Zoilo Almonte?

Sultanes de Monterrey no la tiene nada facil para marcar el ritmo en una Zona Norte donde Tijuana y Monclova serán competidores de primera línea. Esos primeros puestos se pelearán nariz con nariz. Sin embargo, los Sultanes perdieron al que bien podría considerarse, junto a a Chris Roberson, como su mejor bateador del 2017: Zoilo Almonte.

El dominicano bateó .355 con 15 jonrones y 70 producidas en 2017, pero para el 2018 se marchó al beisbol japonés, y dejó a los Sultanes en la búsqueda de un nuevo bat de poder para incrustar en el corazón del lineup.

Y el gerente deportivo de los regios, Miguel Flores, se sacó de la manga una firma que promete ser el nuevo Almonte, y quizás hasta más. Se trata del estadounidense Domonic Brown.

El bateador zurdo jugó casi 500 partidos con los Phillies en Grandes Ligas y en 2013 asistió al Juego de Estrellas en una temporada en la que pegó 27 jonrones y empujó 83 carreras.

Brown lució en la pretemporada y jugará en un parque como el Palacio Sultán que suele ser amigable con los bateadores zurdos. El inicio de Domonic Brown en la primera serie de temporada regular ha sido un tanto discreto. Batea para .200 con 2 hits en 10 turnos, entre ellos 1 doblete. Ha generado carreraje pues ya anotó 2 y remolcó 1. Lo más interesante de sus números es que ha recibido 4 bases por bolas, y aunque no ha producido mucho con imparables, los pasaportes le han ayudado a estar en base y anotar carreras. Ciertamente, de su bate se espera mayor explosividad.



2. ¿Quién será el nuevo Ramón Urías para los Diablos?

En cuanto a pérdidas dolorosas, los Diablos Rojos del México no se quedan atrás. El infielder Ramón Urías, que fue su mejor bateador del 2017, se fue vendido a los Cardenales de San Luis, y el joven sonorense ya busca hacer carrera en el beisbol de Estados Unidos. Tras dos años seguidos de no entrar a postemporada, la pérdida de Urías no parecía buena noticia para los Diablos.

Pero la organización ajustó, y abrieron la puerta nuevamente a los peloteros extranjeros. La oficina del México contestó con la firma de varios nombres importantes, pero para el caso específico de encontrar el remplazo ofensivo para Urías, destacan dos nombres: Alexei Ramírez y Luis Alfonso “Cochito” Cruz, perfilados para ser campocorto ocasional, el primero, y segunda base fijo, el segundo.

El cubano llega con la etiqueta de haber brillado en Grandes Ligas y haber asistido al Juego de Estrellas en 2014. Es un ofensivo con proyección de ser un tercer bat, pues combina contacto, poder y velocidad, todo con calidad estelar. Tranquilamente puede Alexei poner los número de Urías, con un perfil ofensivo similar, aunque quizás con más poder. Ocasionalmente jugará el campocorto, una posición que también defendió Urías.

El arranque de la temporada regular para Alexei Ramírez ha sido en gran ritmo, como si conociera la liga de toda la vida. Ayudó seguramente la pretemporada tan intensa que tuvo el México. El cubano batea para .455, con 5 hits en 11 turnos, aunque cabe mencionar que todos sus imparables han sido sencillos. No ha producido carrera, aunque lleva 2 anotadas. Es cierto que de su bate se esperan extrabases, pero también es cierto que la mejor forma de que un extranjero debutante se adapte al pitcheo de la liga, es empezar buscando el bateo de contacto. Así lo ha hecho Alexei, y su adaptación está en marcha.

Luis Alfonso “Cochito” Cruz es el otro candidato importante para contribuir lo que Urías bateó en 2017. El Cochito ha perdido velocidad y ya no se puede decir que sea un jugador liviano, pero lo que se pierde en velocidad, se puede ganar en poder. En 2011, el último paso de Cruz por la Liga Mexicana fue explosivo, pues en 16 juegos bateó .406 con 7 jonrones. El Cochito bien podría liderar al equipo en bateo, pues conoce el beisbol mexicano más de lo que lo conocen los refuerzos extranjeros de los Diablos que debutarán este año en la liga. Cruz tiene las facultades para poner una temporada redonda a la ofensiva, con contacto y poder, aunque sin velocidad.

El Cochito apenas batea .167 en la temporada, con 2 hits en 12 turnos, pero lo más importante es que ambos imparables han sido cuadrangulares, y en total lleva 6 carreras producidas. Está empatado en el liderato de cuadrangulares de la liga, y es sublíder en el departamento de carreras producidas. No ha sido el inicio más constante para el Cochito, pero ya hizo sentir su explosividad.

3. ¿Félix Pérez con la difícil misión de suplir a Jesse Castillo?

El cubano Félix Pérez tiene uno de los retos más complicados en toda la liga, y ese es suplir al mejor bateador mexicano del momento, Jesse Castillo, en los Rieleros de Aguascalientes.

El equipo hidrocálido aceptó la oferta para pasar a Castillo a los Acereros de Monclova. Jesse bateó .342 con 20 jonrones y 82 producidas, y fue el motor para que los Rieleros pasaran a la postemporada como el mejor ejemplo de lo que un equipo mediano puede alcanzar cuando se trabaja bien desde la oficina hasta el campo. Suplir al Jugador Más Valioso de la Liga Mexicana en 2017 no es tarea facil, y Aguascalientes ha apostado por Félix Pérez para esa encomienda.

Mientras ha estado sano, Félix Perez ha demostrado ser un bate explosivo. En 2015, su primer año en Liga Mexicana y jugando para los Sultanes de Monterrey, el cubano bateó para .315 con 20 jonrones y 70 producidas. En 2016 iba en una ritmo similar con Sultanes cuando fue firmado para ir al beisbol japonés y dejó al equipo mexicano. En 2017, las lesiones no lo dejaron tranquilo.

Pero lo que Félix Pérez demostró en 2015 y 2016 hace ilusionarse a los Rieleros, de que puedan encontrar ese bateador que contribuya lo que han perdido con la salida de Jesse Castillo.

Menuda responsabilidad tendrá Pérez, y al menos en los primeros juegos de la temporada, ha comenzado respondiendo. Pérez batea para .444 con 4 imparables en 9 turnos, y ya disparó su primer cuadrangular. Es el líder de la liga en carreras anotadas con 7, lo que da buena cuenta de que la ofensiva rielera está ligando su bateo. Ha producido 3 carreras, y además, es colíder en bases por bolas con 5. Entre los hits y las bases por bolas, Félix ocupa el tercer lugar de toda la liga en porcentaje de embasamiento, y lo ha logrado traducir en anotación de carreras.

El inicio del cubano ha sido todo lo que uno esperaría de un pelotero que busca remplazar la contribución ofensiva de un Jesse Castillo. Pérez ha hecho daño de muchas maneras, y esa es la expectativa que hay con él.

Félix Pérez

Félix Pérez



4. Reinier Roibal, a disfrazarse de Supermán sin Capa

Los Tecolotes de los Dos Laredos tuvieron una de las pérdidas más sensibles de entre todos los equipos al perder al pitcher abridor Néstor Molina, nombrado el Lanzador del Año 2017 en la Liga Mexicana de Beisbol. Molina fue firmado por los Cardenales de San Luis.

Molina tuvo récord de 12 triunfos y 3 derrotas, con un 1.89 de efectividad jugando para el Águila de Veracruz. La efectividad de Molina es la segunda más baja en los últimos 10 años entre los abridores de la Liga Mexicana. Solo es superada por el 1.69 que consiguió Josh Lowey en 2016 con 5o innings menos. Ese desempeño le valió para recibir una nueva oportunidad en Estados Unidos, mientras el Águila que para 2018 se convirtió en Tecolotes de los Dos Laredos, se quedó sin su mejor abridor.

Para buscar suplir el rendimiento de Néstor Molina, los Tecolotes firmaron al cubano Reinier Roibal. El antillano llega a los Tecolotes en un gran momento. El invierno pasado se desempeñó en el beisbol venezolano, donde tuvo récord de 5 triunfos y 2 derrotas, con 2.03 de efectividad. Y antes había tenido 4 triunfos y 2 derrotas, con 2.53 en la fuerte Atlantic League de Estados Unidos. Roibal vive un gran momento profesional, y parece una buena incorporación para los Tecolotes.

Roibal ya tuvo su primera apertura con los Tecolotes y lució bien. Lanzó 5 innings, donde le hicieron 2 carreras limpias, permitió 5 hits, entregó 1 base por bolas y ponchó a 4. Lo interesante es que todo el carreraje se lo hicieron en el primer inning, pero conforme avanzó el partido fue establéciendose y consolidando su pitcheo. Buen inicio para Roibal, que haga lo que haga, será muy difícil que iguale el rendimiento de una temporada histórica como la que tuvo Néstor Molina con la organización el año pasado.



5. Los relevistas extranjeros tendrán que estar a la altura de Nathanael Santiago

De entre los jugadores que dieron el salto a nivel estelar, fácilmente se puede incluir al poblano Nathanael Santiago, quien se convirtió en el cerrador de los Diablos Rojos del México y con 25 salvamentos en 29 oportunidades, y 2.89 de efectividad, fue el cuarto mejor cerrador de la liga en número de rescates.

Sin embargo, para el 2018, los Diablos se abrieron a la contratación de peloteros extranjeros, y optaron por firmar a tres relevistas extranjeros, Atahualpa Severino, Jean Machi, y Miguel Mejía. Los importados ocuparon las posiciones de cierre en el bullpen de los Diablos, y Santiago fue bajado a un rol de relevista intermedio en que ha estado apareciendo en el sexto y séptimo inning.

Hasta el momento, el movimiento le ha dado resultados a los Diablos, pues sumando las actuaciones de Machi, Mejía y Severino, acumulan 5 innings en que solo han recibido 1 hit y no les han hecho carrera. Nathanael Santiago, por su parte, ha tenido dos salidas, con dos innings sin hit ni carrera.

El México tomó la riesgosa decisión de arreglar lo que no estaba roto, pero hasta el momento le ha salido bien. Y con Santiago, Mejía, Severino y Machi, puede ser un bullpen que baje la cortina muy pronto en los partidos. Los rivales podrían estar enfrentando un brazo con calidad de cerrador desde el mismo sexto inning.

 

Continue Reading

Lo más caballón